Maduro, ¡rectifica!

No sé si llegues a leer esto.

Confío en el inmenso poder de las redes sociales para que esto se propague y vaya de boca en boca, de tweet en tweet, de WhatsApp en WhatsApp, hasta que alguno de los que conforman tu séquito de fieles colaboradores te lo hagan llegar. Ojalá.

Normalmente mis escritos llevan una carga de humor negro, ironía y sarcasmo que muy pocos entienden. Es bien sabido eso de que el humor negro es sólo para inteligentes. Y como este escrito hoy es para ti, me ahorraré tales recursos, a ver si así logras entender.

Este mes se cumplen 3 años de tu coronación como presidente de Venezuela. Una Venezuela que, en honor a la verdad, se merecía un líder mejor. ¿Pero qué le vamos a hacer? Dice un viejo refrán que hay que arroparse hasta donde la cobija alcance . Pero bajo tu guía el país nunca ha visto la cobija. También se la robaron.

Quisiera llamarte Sr. Presidente, pero es que ni respeto infundes. No sé si tratarte como compatriota o como vecino del hermano país. Mejor dejémoslo simplemente así, Maduro, a secas.

Maduro, ¿no te da vergüenza ver cómo está el país a dos años de tu gobierno?

¿Acaso quienes te asesoran te ponen una venda en los ojos que te impide ver la terrible realidad que nos has impuesto vivir? ¿Es tan grande y radical la presión a la que estás sometido, que no te deja rectificar un “milímetro de segundo”, como tú una vez dijiste?

Mira, Maduro, en países con menos recursos que el nuestro, pero con más historia republicana, por menos de lo que tú nos has hecho pasar ya se te hubiese pedido el seppuku.

Tu cabeza ya hubiese rodado, ya te hubiesen sometido a juicio, o por lo menos, si de verdad tuvieras un ápice de dignidad, hubieses renunciado.

¿Qué te impide rectificar? Todos sabemos que tienes tanto dinero que podrías irte al fin del mundo a vivir con otra cara y otro nombre. ¿Por qué no te vas?

No me hables de dignidad, de ideales y de pensamiento chavista, que con eso no hago mercado. Tú tampoco haces mercado, pero no nos podemos comparar… hace bastante tiempo que tú no sabes lo que es trabajar. Ese pronunciado abdomen que ahora te caracteriza no es de esfuerzo, precisamente.

Maduro, si de verdad fueras tan de pueblo, como dices ser, deberías entender que tu gobierno es insostenible, y lo único que te mantiene en Miraflores es el apoyo del hampa común Fuerzas Armadas al margen de la ley, el miedo y el engaño de tus círculos más cercanos, y la manipulación de una gran masa de gente que todavía cree (engañada) que con tus erradas políticas en nombre de un muerto esto va a mejorar.

Tú bien sabes, Maduro, que la cosa no va a mejorar. Tú sabes mejor que yo que esto no es culpa de Obama (Obama ni escribir tu nombre debe saber), ni de Mendoza ni de Dólar Today. Todo esto es culpa de tu empeño en continuar con un régimen que no ha tenido éxito en ningún país del mundo.

Maduro, los venezolanos te condonamos la deuda que heredaste de 14 años de destrucción del aparato productivo del país. Apenas tienes 2 años en el gobierno. Puedes recular. ¡No te aferres a algo que puede significar el derramamiento de sangre de cientos de miles de venezolanos!, o en el peor de los casos, de la tuya.

Maduro, es de sabios rectificar. Tienes la oportunidad de pasar a la historia como “el presidente socialista que frenó la crisis”, en vez de “el presidente socialista que terminó de hundir a Venezuela en una guerra, en una hambruna”.

No es un pecado no saber o ser un ignorante en algo. Te entendemos. Pero sí es un pecado no rectificar a tiempo, cuando tantas veces y tantas personas te lo han dicho.

Ojalá que después de leer esto no me vengan tus esbirros del SEBIN a tumbar la puerta de la casa. Pero si sucede, confirmarás mi opinión de que gobiernas a doble cara… y de que todo el que piense distinto a ti lo ves como aun enemigo al que hay que silenciar a toda costa.

Conviértete en facilitador del cambio y la reconciliación. No le temas a esas palabras. No seas piedra de tranca en el futuro de millones de venezolanos. Si renuncias o rectificas la historia te lo agradecerá.

Nicolás Maduro2

@gordonesroo
@gordonesroo

Bloguero, Social Media Manager, Diseñador Web, Consultor en Marketing Digital y Emprendedor. Fanático de la tecnología, adicto a la información, maniático con la ortografía y WordPress Lover.

Mis escritos siempre llevan mi opinión personal, mezclado con humor negro, sátira, sarcasmo… ¡y siempre libre de eufemismos!